DIDASCALIA EG

Confirmación de los tres primeros casos de dengue autóctono en España

El Ministerio de Sanidad ha confirmado el tercer caso de dengue contraído en España. Este último caso se suma a los otros dos que se dieron a conocer los primeros días del mes de octubre. Los tres casos pertenecen a la misma familia y todo apunta a que pudieron contraer la enfermedad durante las vacaciones, ya que coincidieron los tres durante el mes de agosto en los municipios de Cádiz y Murcia.

El dengue es una enfermedad por lo general leve, los cuidados médicos consisten en paliar sus síntomas. La causa la picadura del mosquito tigre (Aedes albopictus), que ya se ha convertido en un importante problema en nuestro país, debido a su comportamiento agresivo y su hábitat más común está unido a áreas urbanas. El virus del dengue sólo lo transmiten los mosquitos a partir de la picadura a una persona infectada.

La importancia de estos casos es que es la primera vez que se producen contagios en España por picadura de este insecto. Hasta la fecha, los casos detectados eran importados por personas que habían viajado a otros países en los que la enfermedad es endémica.

No es un problema aislado ya que en países como Francia, Portugal, Italia y Croacia se han detectado casos autóctonos de dengue. Este tipo de mosquito está presente en numerosas zonas del Mediterráneo. En España se detectó el mosquito tigre por primera vez en el año 2004 en Cataluña y en la actualidad es muy abundante en toda la cuenca mediterránea y sigue expandiéndose su población, llegándose a identificar ejemplares en el interior de la península, por ejemplo, el año pasado en Madrid.

Las causas de su expansión geográfica son varias, como el cambio climático y el transporte de viajeros y mercancías. En el área mediterránea, con sus altas temperaturas y alto grado de humedad, se ve muy favorecido su desarrollo. Se trata también de una especie con gustos urbanos y que pueden aumentar sus poblaciones considerablemente después de estos días de lluvias que estamos pasando, al encontrar refugio y alimento en los charcos, objetos con agua estancada, materia orgánica.